domingo, 28 de octubre de 2012

La Observación del ego



Acallar el ego es estar en el corazón, cuando estás en él, lo demás desaparece.  Las ilusiones se desvanecen.  Es echar luz en la oscuridad.  Las apariencias se disipan.  En cada situación de vida hay lecciones, pequeñas o grandes, todas traen enseñanza.  Da las gracias por éstas, asimila la enseñanza y sigue hacia delante.  ¿Cómo saber si estás viviendo una lección?, observa, ¿Qué te hace sentir tal situación, incomodidad?, ¿tristeza?, ¿enojo?, ¿se lastimó tu orgullo?, ¿te sentiste poca cosa?  Estate atento y verás que en todo hay enseñanzas.  No toda enseñanza tiene que ser una situación desagradable.  Hay eventos inspiradores, alegres, maravillas del mundo que están ahí para abrir tu corazón, para gozar, para aprovechar esa energía, para compartirla, expandirla.

Observar el ego de los demás es meterse en su lección, permanece en ti sin juzgarle.  Todos tienen trabajo que hacer.  El ego está todo el tiempo  trabajando, y ¿el Ser?, ¿Dónde está?, ¿Puedes observarlo ahora, puedes sentirlo? Cuando prestas atención te haces consciente de EL, de tu SER.


La mayoría de la humanidad está trabajando todo el tiempo el ego y el SER está en pequeños segundos presentándose. El ego te desvía, tiene el control.  Dejas que tenga control. No es difícil deshacerse de ese control.  Sólo presta atención. Es un entrenamiento.

Enfócate en tu trabajo, no en el  trabajo de los demás.  No pienses en lo que harás un segundo después. Estate atento a tu presente.  Superar el ego debería ser el trabajo más importante de cada Ser.  El trabajo del Amor, del corazón, detiene al ego.  Por tanto el Amor supera todo.

-PREGUNTA: A veces prestando atención hay una sutileza pequeña de desconexión a ese momento presente, como si no estuviera completamente atenta a ese momento, ¿qué sucede ahí?

-RESPUESTA: Tus sentidos están despiertos, atentos y esto lleva a enfocarte en otras cosas como un ruido, un movimiento, un sentimiento, etc.  Lo importante es llevar tu atención a eso otro que ha captado tu atención. Y luego volver tu enfoque en lo que estabas trabajando.

Los pensamientos son muy rápidos, a veces no te das cuenta de que lo “pensaste”, sucedió en menos de un segundo. (Cuando comentó esto pensé en la cita bíblica “menos de lo que canta el gallo, ahí mi pensamiento se fue por un segundo).

-PREGUNTA: Veo que cuando tenemos muchas actividades y cosas que hacer tenemos más pensamientos agitados, ¿qué se puede hacer?

-RESPUESTA: Es el mismo reto que para una persona inactiva.  La persona aparentemente inactiva no supone que no tenga actividad mental.  Dentro puede tener mucha agitación.  Así para ambas partes es lo mismo. Trabajo de Atención.

El tener muchas actividades implica que las hagas en un presente, en vez de proyectarlas a futuro.

Permanecer en guardia todo el tiempo es permanecer atento a la mente.  Así, hay trabajo que hacer de observación, trabajo personal.

Gracias, Vywamus. A través de Lunara.

No hay comentarios:

Publicar un comentario